Buenos Aires/Madrid, 26 mar (dpa) – Lionel Messi afirmó hoy que Rusia 2018 será su “última oportunidad” para conquistar una Copa del Mundo, una deuda que según el capitán argentino es sólo con ellos mismos, no con los hinchas “albicelestes”.

“La deuda la tenemos con nosotros mismos, a la gente no le debemos nada. Nosotros dimos el máximo siempre. Llegamos a tres finales y no se dio porque dios no quiso”, declaró Messi en una entrevista que brindó en Madrid a Fox Sports al recordar la derrota en la final con Alemania del Mundial de Brasil 2014. Luego se sumaron otras dos finales perdidas: las copas América 2015 y 2016.

La Copa del Mundo de Rusia “la tomamos como la última oportunidad, la última chance, y ahora más que nunca”, advirtió el delantero del Barcelona, que necesita sacarse “la espina”.

“No hay otro más, hay que pensar en este Mundial como que va a ser el último y tratar de aprovechar la chance. Después de esto, se va una generación importante donde prácticamente van a cambiar muchos jugadores”, agregó.

Messi reconoció sin embargo que no ve a la Argentina como la gran candidata a ganar en Rusia.

“Argentina es candidata siempre porque es Argentina y por el escudo. Pero la realidad es que hoy por hoy, por circunstancias, por juego, por cómo llegamos, por tiempo, no somos candidatos. Creo que hay selecciones mucho mejores, como España, Brasil, Alemania, Francia también. Están por encima de nosotros y son candidatos”, sostuvo el crack.

“Nosotros tenemos un grupo de jugadores que son muy buenos pero tenemos que hacernos fuertes como equipo. No tuvimos tiempo para fortalecer la idea y el juego por cómo se dio la clasificación”, en la que Argentina consiguió en el último partido el pasaje a Rusia, dijo.

El capitán argentino confió sin embargo en que el entrenamiento con el técnico Jorge Sampaoli previo al Mundial les permita llegar en el mejor nivel a Rusia. “Tenemos que ser un grupo fuerte, encontrar el equipo rápido y afianzar la idea”, urgió el crack, quien dijo sentirse “agradecido” por lo que dijo Sampaoli de que el equipo era “más de Messi” que suyo.

Messi reveló además su lado más competitivo, al recordar con tristeza la imagen de la entrega de medallas en Brasil 2014, cuando pasó por al lado del trofeo que se llevó Alemania. “Es una foto dura, estábamos a nada de poder levantar la Copa y pasarle por el costado fue terrible”.

El delantero aseguró que no le gusta perder. “Siento bronca, impotencia, me duele. Desde que llegó mi primer hijo, Thiago, lo vivo de otra manera pero eso no significa que no me duele o no me afecta. En la selección somos todos de la misma manera, por eso todos están en grandes clubes y pelean por cosas importantes, somos todos competitivos”, sostuvo.

Argentina encabezará en Rusia el Grupo D, donde competirá con Islandia, Croacia y Nigeria para avanzar a la fase eliminatoria y aspirar al tricampeonato.