Berlín, 12 abr (dpa) – El servicio de inteligencia del Ejército alemán (MAD) investiga en la actualidad a un total de 431 militares sospechosos de ser extremistas de derecha, publicaron hoy diarios del grupo de comunicación Funke en base a una respuesta del Ministerio de Defensa a una pregunta parlamentaria del partido La Izquierda.

“Desde que comenzó el año se han abierto 23 nuevos casos. Un total de 289 son de 2017 y los restantes son de años anteriores”, indicó el ministerio.

Desde la formación postcomunista La Izquierda piden al Gobierno de Angela Merkel que dé pasos para acabar con los extremistas de derecha en las filas del Ejército alemán.

“En vez de hacer la vista gorda, el Gobierno alemán debe tomar medidas”, exigió Ulla Jelpke, portavoz de política interior del grupo parlamentario de La Izquierda.

“Muchos comandantes muestran claramente demasiada indulgencia. Quien tiene una esvástica debe ser expulsado (del Ejército) y no debería poder manejar un arma nunca más”, añadió, al tiempo que exigió “tolerancia cero” con los neonazis que puedan formar parte de las tropas.