La Habana, 7 mar (dpa) – El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, no es bienvenido en Cuba para asistir a un acto de la oposición, según publicó hoy la prensa oficial.

Luis Almagro «debe tener claro que ni la OEA ni ninguno de sus funcionarios, mucho menos los que traicionan los principios éticos elementales, han sido ni serán jamás bienvenidos en la Cuba revolucionaria de Fidel», publicó hoy el periódico «Granma».

En febrero de 2017, Almagró intentó recibir en La Habana el Premio «Oswaldo Payá, Libertad y Vida», que concede la Red Latinoamericana de Jóvenes por la Democracia, encabezada por la opositora cubana Rosa María Payá, hija de Oswaldo.

En aquella ocasión el Gobierno cubano no se lo permitió y ahora Almagro solicitó volver para la segunda edición de este premio, que está prevista para el próximo jueves en casa de Payá.

El periódico «Granma» consideró que su visita es una «provocación» que busca «generar inestabilidad y dañar la imagen internacional del país».

El periódico oficial del Partido Comunista de Cuba aseguró que la disidencia busca opacar las elecciones generales del próximo domingo «ante su incapacidad de obtener el más mínimo apoyo que no sea por la vía del soborno y el chantaje económico, el único camino es armar un show».

En esta edición, el galardón reconoce los 37 exmandatarios que participan en la Iniciativa Democrática de España y Las Américas (IDEA), entre los cuales destacan los expresidentes españoles José María Aznar y Felipe González, y los exmandatarios Andrés Pastrana (Colombia), Jorge Quiroga (Bolivia) y Laura Chinchilla (Costa Rica).