(dpa) – El vicepresidente del Parlamento alemán Thomas Oppermann abogó por limitar el mandato del canciller alemán a dos periodos legislativos, en unas declaraciones publicadas hoy en el dominical alemán «Welt am Sonntag».

En contrapartida se podría ampliar el periodo legislativo de cuatro a cinco años, indicó más de tres meses después de las elecciones generales en Alemania el pasado 24 de septiembre.

«Ser canciller es con distancia el trabajo más duro en Alemania», afirmó el que fuera presidente de la fracción parlamentaria del Partido Socialdemócrata alemán (SPD). «Tras diez años apenas es posible seguir teniendo que dar un nuevo impulso o reaccionar como reclama la democracia», indicó.

La presidenta de la Unión Cristianodemócrata (CDU), Angela Merkel, lleva en el cargo de canciller de Alemania desde hace doce años. Oppermann le desea a Merkel «de corazón, que encuentre el momento correcto en esta legislatura para dejar su cargo».

La CDU, la Unión Cristianosocial (CSU) y el SPD han comenzado hoy sus primeros contactos para ver si es posible reeditar la gran coalición que gobernó la mayor economía de Europa los últimos cuatro años. «Si al final habrá una gran coalición dependerá de si la Unión (CDU/CSU) está realmente preparada para hacer del país uno más moderno, seguro y justo», declaró Oppermann.

Para el político socialdemócrata, un Gobierno en minoría no es aconsejable. «Un Gobierno en minoría es por naturaleza un Ejecutivo débil. Los otros partidos deben reflexionar permanentemente si y cuando asumen corresponsabilidad. Con ello se debilitaría también la oposición. Desde mi punto de vista no sería una buena situación».